Guía de edredones Hipertextil I – los rellenos nórdicos naturales

¿Qué tipos de rellenos naturales llevan los edredones nórdicos?

Los edredones a menudo se rellenan con materiales naturales, como plumas o plumón, lana, seda o algodón.

Este artículo es el principio de una guía para conocer a fondo qué tipo de materiales puedes encontrar en el mercado. Esperamos que sea útil para que en tu próxima compra puedas elegir el idóneo para ti y tu familia.

Hay muchos tipos diferentes de rellenos naturales que se pueden usar en un edredón: 

Las plumas y el plumón:

  •  Son los más empleados y proporcionan el mejor aislamiento debido a su capacidad para retener el aire y mantenerte caliente.
    Las plumas y el plumón son materiales aislantes naturales que se han utilizado durante siglos para mantener a las personas calientes. Tienen un valor R mucho más alto que la lana o el algodón y, debido a su capacidad para atrapar el aire, son el mejor aislamiento.

La lana:

  • También es una buena opción para rellenos de edredones, ya que calienta y deja transpirar, además es duradera y fácil de limpiar y mantener.
    La lana es un gran material que se puede utilizar en una variedad de aplicaciones, es cómoda y no resulta muy pesada. Aunque duradera no lo es tanto como otros materiales ya que tiende a apelmazarse y atrae las polillas.

La seda

  •  Es más suave que la lana, pero no proporciona tanta calidez en los rellenos de edredón y su elevado precio ha hecho que caiga en desuso.
    La seda ha sido un tejido preciado desde la antigüedad y por buenas razones. Es más suave que la lana, pero tampoco es duradera. La seda es un artículo de lujo muy versátil y vistoso, pero no se recomienda para rellenos de edredones debido a su baja resistencia térmica. Hoy en día la seda se usa principalmente en ropa y otros artículos de lujo.

El algodón

  • Es otro relleno natural, pero tiene el inconveniente de que resulta muy pesado y lo hace muy incómodo para dormir bien en los largos meses fríos de invierno.
    Desde un punto de vista tradicional, es el relleno que se ha usado siempre para las colchas de patchwork, su única desventaja es que no es tan buen aislante como la lana o el plumón.

Plumas de pato vs plumas de ganso

Una pluma de pato suele tener un tamaño de aproximadamente 1,5 cm. Las plumas más grandes tienden a tener más potencia térmica. Sin embargo, al ser el tamaño del ganso mayor que el pato, hace que sus plumas tengan mayor poder calorífico.

La firmeza de una pluma se mide por la cantidad de tiempo que tarda en volver a su estado original después de comprimirse. Por ejemplo, el plumaje de pato normalmente tiene 550 pulgadas cúbicas de volumen un minuto después de la compresión, lo que indica que este tipo de pluma tardaría más de seis minutos en volver a su forma original. A mayor compresión, mejor es el factor térmico aislante. El plumaje de alta calidad tiene una medida de firmeza de relleno de 700 a 800 pulgadas cúbicas.

Aunque el poder térmico y aislante del plumaje de pato es bastante alto, el del ganso es un poco mejor. Esta diferencia también eleva el precio de las plumas para relleno, por lo que el plumón de pato es menos costoso que el plumón de ganso.

¿Qué es el plumón y cuales son sus propiedades?

plumón

A diferencia de otras plumas, el plumón no tiene tallo y tiene la forma de un copo de nieve. Este tipo de pluma es muy suave y es un aislante increíble que proviene de la capa base de ciertos tipos de aves acuáticas y se encuentra en sus plumas y pequeños grupos de pelos corporales. Por lo general, se encuentran en la parte inferior del ave, donde están protegidos de la lluvia, la nieve y el hielo.

El plumón tiene muchos beneficios: es ligero, transpirable, resistente al agua, hipoalergénico, duradero con el cuidado adecuado, fácil de guardar cuando se viaja y muy suave contra la piel en días fríos. También proporciona una excelente relación calor-peso con su baja densidad aparente.

Deshaciendo mitos acerca de los rellenos de plumas

La clave para entender esto es saber de dónde viene la pluma. Las plumas provienen del pecho de un pájaro. Entonces sí, no puede ser tan malo.

Las plumas no son en absoluto perjudiciales para el medio ambiente, son biodegradables y también se utilizan en productos ecológicos como aislamiento o relleno para almohadas y colchones.

A pesar de los rumores de que la pluma transmite alergias, es falso, todo depende de cómo se mantenga la prenda. Debe de estar bien aislada de la humedad corporal, esta es una de las razones por las que los tejidos en los que se envuelven son más finos y fuertes. Mantener el edredón higiénico y limpio lo mantendrá lejos de focos de alergias: polvo o ácaros.

¿Cómo se obtiene el plumón de las aves para relleno de edredones?

Existe la idea de que la pluma o el plumón por lo general, se recolecta arrancando o cortando las plumas de las aves vivas y luego lavándolas, secándolas y procesándolas. La UE no permite causar daño ni ningún tipo de daño o estrés a los animales, por lo que todas importaciones deben de cumplir esos criterios.

Es importante mencionar la importancia de la producción responsable en este tipo de productos. Si te interesa saber qué edredones han sido producidos utilizando técnicas amigables con los animales en la obtención de plumas y plumón busca aquellos que provengan de distribuidores que se acogen a los estándares RDS (responsible down standards). 

El plumón tiene que ser recogido de los nidos y luego pasar por un complejo proceso de limpieza, por lo que puede considerarse un material muy sofisticado y caro. Esta es entre otras razones por qué los rellenos nórdicos mezcladas las plumas y el plumón en diferentes proporciones desde edredones con el 70% de plumón hasta el de 96% de plumón de la casa Velfont.

Los edredones nórdicos de pluma y plumón necesitan ser “down proof” esto quiere decir que el tejido que lo contiene debe de ser de un número muy elevado de hilos, que lo hace más hermético para que la pluma no salga y se pueda tratar.

El poder calorífico de estos rellenos de pluma + plumón hace de estos productos los preferidos de los hogares nórdicos, por su ligereza y su alto poder aislante.

En el próximo artículo hablaremos de los otros tipos de relleno: rellenos de poliéster reciclado, rellenos de fibra y otras fibras que detallaremos.

Mientras tanto siempre podéis poneros en contacto a través de nuestro formulario o nos podéis visitar en nuestras tiendas físicas y probar todo lo que os hemos mostrado ¡Estaremos encantados de recibiros!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *